Piden al Gobierno de Perú que cuide la biodiversidad marina

Un centenar de personas se han manifestado en Lima para pedir al Gobierno peruano que ejerza un control más estricto en la conservación del ecosistema y la biodiversidad marina de Perú, tras aparecer muertos casi 800 delfines y unos 5.000 pelícanos en los últimos meses. Un grupo de tablistas peruanos, entre los que se encontraba la excampeona mundial Sofía Mulanovich, convocaron esta manifestación a través de la red social Facebook y se reunieron este martes frente al Ministerio de la Producción hasta ser recibidos por sus funcionarios. El corredor de olas Rafael Otero, uno de los convocantes, explicó a Efe que uno de los detonantes de esta protesta fue la muerte en las últimas semanas de unos 5.000 pelícanos, lo que el Ministerio de Agricultura achacó a la ausencia de la anchoveta, único alimento de estas aves durante esta época, por un calentamiento del mar. Por ello, Otero lamentó la sobreexplotación de los caladeros pesqueros de Perú donde "la legislación es incapaz de evitar la desestabilización del ecosistema marino, porque la pesca artesanal es informal y la industrial está fuera de control acabando con la merluza, la anchoveta y la pota". Semanas antes, 800 delfines vararon muertos en las playas del norte de Perú sin que todavía se esclarezca si la causa de sus muertes fue un virus o la exploración petrolera que se realizó durante ese tiempo, según recordó Otero. Actividad petrolera "fuera de control" "La mortandad de los delfines ha sido una gran catástrofe y el Gobierno sigue sin determinar su causa, pero la fiscalización de la actividad petrolera está un poco fuera de control porque se han llegado a emitir 260 decibelios en elmar , cuando lo máximo son 160", apuntó. Aunque no quiso achacar la muerte de los delfines al impacto acústico de la exploración petrolífera, el tablista recordó que esta actividad provoca desorientación en los cetáceos, como las ballenas jorobadas que llegan a las aguas cálidas del norte de Perú desde la Patagonia para dar a luz. A todo ello se une la contaminación ya que "el mar es el destino de todos los desagües que lo llenan de bolsas de plástico y también de los residuos de la actividad minera vertidos en los ríos", indicó. El mar es un ser vivo Por su parte, Mulanovich pidió al Gobierno y a la población peruana "ser más conscientes con la naturaleza, el mar y las playas porque al mar hay que tratarlo como es, un ser vivo, para que las generaciones futuras crezcan de una manera mejor a como lo hicimos nosotros". Los manifestantes acudieron al ministerio bajo consignas como "Nuestro mar está enfermo, hay que curarlo" y una pancarta donde aparecían los rostros de Miguel Grau, héroe de la guerra del Pacífico, y José Olaya, prócer de la independencia peruana, con la leyenda "¡No más brazos cruzados! ¿Qué le estamos haciendo a nuestro mar". Entre los asistentes de esta marcha a favor de la biodiversidad marina había también niños que portaban globos de delfines y pancartas con leyendas como "No botes basura al mar" y "Salvemos nuestro mar". Los organizadores remitirán una carta al presidente de Perú, Ollanta Humala, y a sus ministros para demandar "profesionalismo y transparencia en la investigación de muertes de especies marinas e inversión en ciencia y una comisión multisectorial para la protección de los ecosistemas marinos", entre otras peticiones. Fuente: EFE Verde